Nueva Zelanda: Día 7 – Wellington - Visitando Weta Cave


Para los fans de El Señor de los Anillos y El Hobbit, la visita a Weta Cave está más que justificada. Por la mañana, bien temprano, nos despedimos de nuestro cutre camping para ir a los estudios de cine de Wellywood.


Está situado a 15 minutos del centro de Wellington en coche y lo bueno es que aparcar en la calle es gratis y sin límite de tiempo, algo que llevábamos mucho sin ver en este país.

Weta Cave, la productora tan famosa de efectos especiales, no es sólo famosa por estas dos trilogías, sino que ha participado en muchas otras, como King Kong, Las aventuras de Tintín, Narnia, Hércules, Xena, El último samurái, Van Helsing, El Zorro, Indiana Jones y el reino de la Calavera de Cristal, Avatar, Distrito 9…

La compañía comenzó en 1987 en un piso de Wellington, participando en programas de televisión neozelandeses. Coincidieron con Peter Jackson en varios proyectos y en 1994 se unieron con él y Jamie Selkirk para fundar Weta Cave como la productora de efectos especiales de Nueva Zelanda. El nombre lo cogieron de un famoso saltamontes gigante endémico de este país, y es el símbolo de su logotipo.

Nada más llegar a Miramar, ya nos recibe esta estatua para avisar de lo que viene.


El edificio en sí no llama mucho la atención y puede decepcionar al principio. Delante de la entrada hay varias figuras con las que podemos hacernos fotos.


VISITA GRATUITA

La visita a Weta Cave es gratuita. Dentro podemos ver una pequeña tienda con un montón de objetos de coleccionista de todas sus películas. Pero, por supuesto, El Señor de los Anillos y El Hobbit, son los amos del lugar. Algunas de ellas son figuras únicas que valen una verdadera fortuna. En una salita anexa hay un mini cine donde se proyecta un documental sobre el trabajo que realizan en la compañía y un resumen de las películas en las que han participado. Son un montón, pues no sólo se dedican a los efectos especiales, sino que también destacan en la creación y diseño de figuras, attrezzo, estatuas urbanas… todo cuidado al mínimo detalle.



El documental es único y sólo lo podéis ver en esta sala. No se ha proyectado en ningún lugar más. Dura unos 20 minutos y se proyecta ininterrumpidamente.



VISITA GUIADA

La visita guiada nos costó 20$ cada uno. No la habíamos comprado con antelación porque no sabíamos si nos iba a dar tiempo a hacerla completa o sólo podríamos ver la tienda.

Tuvimos suerte, pues compramos las dos últimas entradas que quedaban ese día. Así que, si tenéis pensado ir, compradlas por internet para no hacer el viaje en balde.

La visita comienza en las salas de al lado de la tienda, siguiendo las pisadas del suelo. La realizan los propios trabajadores del taller y cuentan anécdotas muy interesantes sobre su trabajo. Dentro podemos ver un montón de figuras, armas, vestuario, maquetas… y, con suerte, a algunos artistas trabajando. Nosotros pudimos ver muy pocos (en marquetería y en diseño de miniaturas) porque la plantilla estaba participando en la Comic-Con de este año.



El chico que nos hizo de guía fue realmente simpático, con ese sarcasmo típico de los neozelandeses y que los hace adorables. Sus gracias irónicas y sus juegos de palabras estando tan serios me recordaban a Oscar Wilde y te hacen estar siempre muy atento a lo que dicen, no vaya a ser que no pilles el chiste y quedes mal.

Me llamó la atención que tuvieran como referencia el Alcázar de Segovia en un gran libro. Cuando llegamos a esa zona nos dijo que habían utilizado un castillo español como fuente de inspiración para algunas películas, el “Alcasar”, porque les encantaba.

La verdad es que la visita no decepciona, y más si os gusta el cine. Además, te dejan tocar algunas piezas e incluso materiales como los que se usan para hacer la piel artificial de las figuras para que parezcan reales o la malla que llevaba Aragon.

El recorrido es bastante pequeño pero merece la pena, y más con guías tan entusiastas como el nuestro. La visita duró unos 50 minutos y se me hizo muy corta. Lo malo es que no se pueden hacer fotos del interior.



HORARIO:
  • Todos los días, de 9’30 a 17’00.
  • Cerrado: 25 de diciembre, Boxing Day, 1 de enero, 25 de abril.

PRECIO:
  • A partir de octubre de 2014 la entrada cuesta 24$ adulto y niños 12$.

CÓMO RESERVAR:
  • En su web: www.wetaNZ.com/cave
  • En el propio taller.
  • En el i-site de Wellington, en Civic Square.

CÓMO LLEGAR A WETA CAVE:
  • A 15 minutos en coche del centro de Wellington.
  • Autobús: Coged el número 2 en Central Wellington y bajaos en la esquina de Darlington con Caperdown Road.

Weta Cave Workshop
1 Weka Street. Miramar, Wellington



Compártelo

Entradas relacionadas