China: Día 13 – Kunming: Yanquan Scenic Spot y Yanquan Temple

Kunming es la capital de Yunnan y en ella viven más de seis millones de habitantes. Está llena de grandes edificios y macrocentros comerciales. Pero aparte de esto, no hay mucho que ver por la ciudad. Si no queréis perder el tiempo directamente dirigíos a ver las pagodas de la dinastía Tang (Dongsi Jie y Shulin Jie, desde Jinbi Lu en dirección sur), el Templo de Yuantong (6 yuanes, autobuses 85 y 101) o el Mercado de las flores y los pájaros (en Jingxing Street).

Pero lo más atractivo de Kunming es que está relativamente cerca de Shi Lin, el Bosque de Piedra, uno de los paisajes más bonitos del mundo.


El desayuno del hotel estaba situado en el otro edificio, donde nos habíamos equivocado el día anterior. Al final nos regalaron el desayuno que faltaba, supongo que por el miedo a decirnos que no estaba incluido no sabiendo inglés. El desayuno era chino chino, no nos gustaba casi nada y teníamos mucha prisa, así que aparte de pan, una especie de churros y el café, no comimos nada. Pero hay que reconocer que no estaba mal. Había un montón de platos calientes, que no nos apetecían a esas horas.

Como nos habían prometido, a las 8:00 ya estaba esperándonos nuestra furgoneta. En ella fuimos a recoger a otros viajeros chinos a sus hoteles. Cuando estuvimos todos nos pidieron el dinero. Todos pagaron, pero cuando llegaron a nosotros nos pidieron la misma cantidad que a los chinos pero… ¡¡¡multiplicada por 4!!!

Les pedimos explicaciones, pero pasaron de nosotros. Incluso los chinos que iban en la furgoneta se asombraron y empezaron a hablarle a la guía, hubo algunos que se enfadaron y todo del timo que nos estaban dando. Nada: tarifa especial.

Un chino muy gracioso que se sentó a nuestro lado, no paraba de reírse y de decirnos que nos habían timado en su idioma. Por medio del traductor del móvil y con nuestro diccionario nos dijo que era una vergüenza, más o menos. Este chino se apiadó de nosotros y nos fue asesorando durante toda la excursión. La guía se pilló un rebote con él… le dijo que se callara, que dejara de hablarnos, se llevó el dedo a la boca rogándole silencio. Pero el tío pasó de ella. Al final sí que íbamos a crear malestar en la excursión, tal y como había vaticinado la recepcionista del hotel…



YANQUAN SCENIC SPOT

Nuestra primera parada fue a este paraje situado al pie de Fushi Mountain y  muy famoso por sus manantiales.


Este paraje solía servir como palacio temporal de Wu Sangui (conocido como Pingxi King) y de su amante, Chen Yuanyuan, durante la Dinastía Qin. Es famoso por su Muro de los nueve dragones y por Wanfo Cliff, el lugar con más connotaciones del Fenshui en todo Yunnan.




 Lo más característico es visitar su templo budista. Debajo de las rocas donde están los edificios de madera del templo, fluyen aguas manantiales durante todo el año. Los chinos afirman que su sonido es como el jade, vete tú a saber por qué.




Este paraje estaba aún a 30km de Shi Lin. Yo ya creía que nos habían vuelto a timar y que la excursión no era para el Stone Forest, sino para ver esto. Tenía una cara, entre el enfado del dinero y el Bosque de Piedra que no llegaba…



Compártelo

Entradas relacionadas