Camino de Santiago - Etapa 7: de O Pedrouzo a Santiago de Compostela (19.98 km)


Sólo nos quedan unos 20 Km para culminar nuestro viaje. La emoción se ve en las caras de todos los peregrinos que nos vamos encontrando. Hoy se madruga mucho. Nos levantamos con las primeras nieblas para los que quieran llegar a tiempo a la misa en la Catedral de Santiago. 

En O Pedrouzo, podemos enlazar con el Camino justo detrás del Ayuntamiento, hasta encontrar el campo de fútbol y el colegio. Desde allí parte una pista de tierra que llega hasta San Antón. 

1. San Antón: 262 m (11 habitantes) ➨  Bordeando el castro de Amenal, atravesamos la última gran carballeira de este tramo. 

2. Amenal:  252 m (79 habitantes) ➨ Tras cruzar por última vez la carretera de Lugo, un túnel vegetal nos lleva a Cimadevila. Tras una dura subida de más de un kilómetro y medio, tomamos la pista forestal llena de eucaliptos y que sube hasta el alto de Barreira. A lo lejos vemos ya los aviones que despegan y aterrizan en el aeropuerto de Lavacolla. Un camino de tierra rodea los cierres del aeropuerto.



3. San Paio: 331 m (30 habitantes) ➨ Una dura rampa sale de esta aldea para seguir por la derecha un camino recto, cruza la AC 250 y baja por la carretera hasta A Equipa. 

4. A Esquipa:  307 m (128 habitantes) ➨ Este caserío disperso, se confunde ya con Lavacolla.

5. Lavacolla: 303 m (204 habitantes) ➨ En vez de bajar hacia la capilla de San Roque, giramos hacia la izquierda, cruzamos la N 630 y caminamos sobre la pista local de Vilamaior, que cruza el arroyo de Lavacolla (río Sionlla), donde muchos peregrinos se paran a lavarse.  Esta costumbre proviene de una mala interpretación que la guía calixtina hizo de su etimología (rego dos coios o "donde abundan los cantos"), lo entendió como "lava colea" (del latín, lavamentura), exigiendo un lavado ritual antes de entrar a Santiago. 
La última cuesta hasta Santiago tiene unos 600 m de pendiente. 


6. Vilamaior:  350 m (90 habitantes) Aquí la cuesta se dulcifica un poco hasta Neiro por una pista asfaltada.

7. Neiro: 371 m (6 habitantes) ➨  Por un camino recto lleno de robles, vamos hacia San Marcos, dejando a la derecha los centros de la TVG y de la RTVE Galicia. Por una zona ya desarbolada, llegamos al pueblo.

8. San Marcos:  366 m (1.085 habitantes)  ➨  La aldea acaba en una capilla. A la izquierda aparece el Monte do Gozo, desde el que se ve Santiago de Compostela. La tradición marca que, los que vayan en grupo, pueden hacer una corta carrera hasta el Monte do Gozo. El primero que vea las torres de la catedral será nombrado "rey de la peregrinación" y así aparecerá escrito en el revés de su Compostelana. De esta costumbre provienen apellidos como Leroi o Roy. 



9. Monte do Gozo:  350 m ➨ Nos desviamos a la izquierda para subir y contemplar el monumento inaugurado en 1993. En el complejo también se encuentra el Centro Europeo de Peregrinación, que cuenta con una moderna capilla y decenas de voluntarios. En este año también se inauguró el cercano albergue municipal, el más grande de todo el Camino. Puede albergar a más de 300 personas un año normal, y hasta 800 un año jacobeo.  




Una carretera bordea el Monte. El camino sigue por unas escalera que bajan al Ponte San Lázaro, con un monumento al templario. Salvamos la autopista del Atlántico, el río Sar y la vía del tren y, por la rotonda, llegamos al Palacio de Congresos y al barrio de San Lázaro. 


10. San Lázaro: 293 m ➨ El albergue de San Lázaro permite dormir al peregrino más de una noche en él. Siempre por el lado izquierdo, al final de San Lázaro nos desviamos hacia la rúa Fonte dos Concheiros, adoquinada. Cuando se acaba esta calle, cruzamos la avenida de Lugo y entramos en el casco antiguo por la rúa dos Concheiros, donde se vendían las conchas para los peregrinos, y por la de San Pedro, que nos lleva a la ansiada Porta do Camiño



11. Santiago de Compostela:  258 m (93.273 habitantes) ➨ La vista de la Catedral es impresionante y culmina tan gran aventura. Una vez descansados y bien comidos en Casa Manolo, como manda la tradición, sólo nos queda pedir nuestra Compostela, para poder llevarnos tan bonito recuerdo a casa. 



Compártelo

Entradas relacionadas