Qué ver en Sydney - 10 sitios imprescindibles




Si no disponéis de mucho tiempo, con dos o tres días en Sydney es suficiente para haceros una idea de esta ciudad y continuar con vuestro viaje. Aquí os dejo lo que para mí fue lo más representativo. 



1. Sydney Harbour Bridge

Para mí, la mejor experiencia que tuve en la ciudad. Una gran obra de ingeniería construida en 1932 en la que trabajó como pintor el mismísimo Paul Hogan antes de ser famoso. Para obtener bonitas fotos éstas se pueden hacer desde el puerto, desde un barco, desde el Pylon Lookout (que no merece la pena para lo que cuesta – 13$) y desde arriba, en el mismo puente, contratando la experiencia Bridge Climb. Es caro, pero merece la pena. No esperéis ver nada desde abajo, cruzándolo a pié, en tren o en coche. No se aprecia nada.


2. Fort Denison

En mitad del Parque Nacional del Puerto de Sydney, aparece un pequeño islote en el que se construyó este antiguo fuerte que funcionó como prisión y, más tarde, como fortaleza militar. Hoy es un museo que cuenta su historia desde tiempos aborígenes. Para llegar a él hay que coger el ferry que sale del Muelle 6 en Circular Quay cada 45 minutos. El viaje de ida y vuelta cuesta unos 20$ a los que hay que añadir la contratación del tour guiado por 15’50$.


http://www.nationalparks.nsw.gov.au/

3. The Rocks & Circular Quay

Son las zonas más famosas de Sydney y donde se encuentran la mayoría de sus monumentos más importantes, como St Patrick’s Church, Customs House, varios museos y la mítica Opera. Todo está lleno de turistas y los precios de los restaurantes en esta zona son bastante caros, pero un paseo por sus calles nos lleva al pasado antiguo de la ciudad mezclado con los rascacielos más imponentes.




4. Sydney Opera House

Patrimonio de la Humanidad desde 2007, es el monumento más reconocido de la ciudad. Se inauguró en 1973 y hoy recibe miles de visitantes. La mejor manera de visitarla es acudiendo a un espectáculo pero, si no tenemos tiempo, también podemos acudir a los tours guiados que se hacen cada día por 37$.




5. Royal Botanic Gardens

30 hectáreas de hermosos jardines cuyo acceso es gratuito. Está muy cerca de la Ópera y se ubica en los mismos terrenos donde se creó la primera granja en territorio australiano: Farm Cove. En 1816 se transformó en Jardín Botánico convirtiéndose en la institución científica más antigua de todo el país.


gardenvisit.com

6. Australian Convict Sites

Australia tiene once edificios históricos relacionados con su pasado convicto que han sido declarados Patrimonio de la Humanidad en 2010. Cuatro de ellos están en Sydney o cerca de ella: Cockatoo Island, Hyde Park Barracks, Old Government House and Domain, Great North Road. Visitar alguno de ellos es una buena oportunidad para aprender más de este pasado.

7. Anzac Memorial

Completado en 1934, conmemora a los caídos en la Primera Guerra Mundial. Está situado en el extremo sur del Hyde Park. Hasta hace poco se podía visitar su interior de manera gratuita. Sin embargo, desde agosto permanece cerrado por obras (se supone que hasta noviembre de 2018). Sí que se puede visitar aún el Hall of Memory.


http://www.anzacmemorial.nsw.gov.au/


8. Chinatown

Personalmente, a mí me gustó más la de Melbourne. Chinatown está en la parte sur del CBD, y los restaurantes que hay allí son más caros que en Melbourne. La peatonal Dixon Street es su calle más famosa, marcada por sus arcos de dragón. En Hay Street se puede ver la Golden Water Mouth, una extraña escultura con forma de tronco de eucalipto de la región china de Condobolin, de donde procedían la mayoría de chinos que venían a Australia en busca de oro. Se supone que les trae buena suerte.


9. Bondi Beach y otras playas

Las playas de Sydney son famosas en todo el mundo, sobre todo Bondi. Toda llena de surferos y hippies. Allí se puede disfrutar de una piscina marina, protegida con redes para que no entren tiburones, medusas y otras fieras. El camino más famoso es el que lleva desde Bondi a la playa de Cooge. A través de 6 km se bordea por el paseo marítimo toda la costa, pasando por enclaves tan atractivos como Brontë Beach, Gordons Bay o Dolphin Point.



10. Blue Montains

La excursión típica de un día desde Sydney es a las Blue Mountains. En tren se llega en unas dos horas a Katoomba por menos de 10$. La región ofrece naturaleza en estado puro y es famosa por las Tres Hermanas, unas formaciones rocosas que se elevan sobre la bruma del paisaje y que le da su aspecto azulado. El tono es causado por dispersión de Mieel cuál ocurre cuando la radiación ultravioleta se dispersa dentro de la atmósfera creando un color azul-grisáceo a cualquier punto de distancia, incluyendo montañas y nubes. Mucha gente piensa, erróneamente, que se crea por el reflejo de las hojas de eucalipto. Una manera original de disfrutarlas es entrando en el Scenic World. http://www.scenicworld.com.au/


Espero que os sirva de ayuda   ;)


Compártelo

Entradas relacionadas