Nueva Zelanda: Día 6 – Museo Te Papa en Wellington


Hay tres grandes problemas a la hora de visitar Wellington. Me fui de allí con la impresión de no haber disfrutado para nada de la capital.

El primero es el aparcamiento. Está mucho peor que en Auckland, al menos en Auckland encontramos sitios gratis o gratuitos durante 2 horas, algo que nos fue imposible en Wellington. Además, los sitios turísticos están bastante distantes unos de otros, por lo que es imprescindible coger el coche o el autobús para desplazarse. Hay multitud de cuestas y muchos sitios donde no hay acera, así que lo de moverse a pié todo el día queda descartado.

El segundo es el viento. Windy Welly es ventosa de narices. A mí me dejó sin gorro. Es desagradable, hay mucha presión y parece que los oídos te van a estallar. No pude disfrutar de pasear por la ciudad porque el viento molestaba demasiado.

El tercero, como en toda Nueva Zelanda, es el horario de apertura y cierre de las atracciones turísticas: abren tarde y cierran muy pronto.

Un consejo: dejad de dar vueltas por la ciudad y tener muy claro lo que vais a ver y cuánto tiempo le vais a dedicar a cada cosa, y jugad con eso. Aparcar en el sitio más próximo a lo que queréis ver, vedlo y moved el coche hacia otro lugar. Ahorraréis tiempo, gasolina y quebraderos de cabeza. Los parking de pago es la última opción, aunque nos parecieron exageradamente caros, pero ante la desesperación…


VISITANDO WELLINGTON EN UN DÍA

Mucho más pequeña que Auckland, la capital de Nueva Zelanda apenas tiene 326.000 habitantes y les encanta el café. Enormes tazas de cientos de variedades y cafeterías chic por todo el centro.

MUSEO TE PAPA

Nuestra primera parada fue el Museo Te Papa, considerado el mejor del país. Por ello su nombre significa “El cofre del tesoro”. Cuenta con seis plantas, dos cafeterías, dos tiendas de regalos y un bonito jardín junto al mar. Su apertura en 1988 fue bastante controvertida por la manera que tuvo de exponer los tesoros de Nueva Zelanda: de un modo interactivo y muy original para la época. Hoy resulta muy atractivo, llamativo y ameno.


Bush City: es una exposición viviente que lleva la exuberante naturaleza neozelandesa a la ciudad. Cruza un puente colgante, visita una cueva de luciérnagas o unas marismas, escala un río de lava seca o excava en busca de fósiles, al lado del mar.


- Planta 1:
Aquí está la entrada al museo, el guardarropa, un cajero automático, una tienda y una cafetería con sala de juegos. Destaca el ancla de De Surville, que  está en la pared de dentro de la entrada, y conecta los viajes que realizó por el Pacífico el explorador francés De Surville y los primeros contactos entre maoríes y europeos.


- Planta 2:
En la entrada hay mostrador con un montón de información turísticas y donde se pueden comprar los tickets para las visitas guiadas.

Awesome Forces: Impresionante sección donde se puede ver cómo el paisaje del país se ha ido transformando por las placas tectónicas, los terremotos, los volcanes y el agua. Déjate mover en la casa sísmica, admira la erupciones en una pantalla grande y descubre la historia maorí sobre la creación con la película Papatuanuku.

Mountains to Sea: Esta zona cuenta cosas interesantes sobre la flora y la fauna del país. Aquí podrás explorar los seis ecosistemas más importantes de Nueva Zelanda: la montaña, la selva, el agua dulce, la costa, el mar abierto y el océano profundo.  Lo mejor: un imponente calamar gigante y ver cómo vive en una película en 3D con tus gafas y todo.



NatureSpace Discovery Centre:
con juegos relacionados con la naturaleza y actividades infantiles y familiares.

Te Papa Kids’ Store: tienda de regalos para niños.

OurSpace: zona interactiva con un montón de cachivaches para tocar y aprender.


- Planta 3:
Se divide en dos zonas:

Blood, Earth, Fire: revela la dramática transformación de Nueva Zelanda: de ser un entorno virgen a ser tierra cultivada. Con plantas y animales que existían antes de que llegasen los humanos. A través de los tesoros maoríes se pueden descubrir las propiedades afectivas de la madre tierra, el calendario lunar maorí y naturaleza en la película My Place.

El cañón Endevour: sirve de conexión entre los viajes por el Pacífico del explorador británico James Cook y el primer contacto significativo entre maoríes y europeos.

- Planta 4:

Mana Whenua: llena de historias y tesoros maoríes, taonga.

Rongomaraeroa: es la marae (lugar de reunión comunitario) contemporáneo de Te Papa, y fue tallada por los mejores tallistas maoríes.

Signs of a Nation: cuenta la historia del Tratado de Waitangi, el documento fundacional de Nueva Zelanda.

Passports: donde se celebra la diversidad cultural de país a través de las emocionantes vivencias de las personas que emigraron a este país.

Tangata o le Moana: The story of Pacific people in New Zealand: revela la importancia de la influencia del Pacífico en este país. Se conoce cómo se relacionan Nueva Zelanda y sus vecinos del Pacífico.

Golden days: es una increíble tienda de objetos usados que recobra vida durante una presentación interactiva de 12 minutos con los acontecimientos más destacados de los últimos 100 años de historia neozelandesa.

Slice of Heaven: 20th Century Aotearoa: consiste en las historias, los habitantes y los eventos que transformaron el país en el siglo XX.


- Planta 5:
Esta planta experimenta la riqueza y la diversidad del legado artístico de Nueva Zelanda. Alberga la colección de arte nacional. En sus exposiciones temporales se exponen más de 300 impresionantes obras.
- Planta 6: Dedicada a exposiciones temporales. Su azotea es impresionante. Desde ella hay increíbles vistas de la bahía de Wellington y de la ciudad.



Si sólo tenéis tiempo para visitar un museo en la zona, sin duda, éste es el mejor.

- Parking:
debajo del museo hay un parking de pago bastante caro. Justo al lado hay una zona de aparcamiento gratuito durante dos horas. Hay muy poquitas plazas, pero puede servir para ver el museo, cambiar el coche de sitio o dar una vuelta y volver a aparcar allí para dar un paseo por el centro. Así lo tuvimos que hacer nosotros.
- Precio: Gratis. Visitas guiadas de 1 hora en inglés = 14$
- Horario: de 10’00 a 18’00. Los jueves abren hasta las 21:00
- WIFI ilimitado y gratuito.
Museum of New Zealand
Te Papa Tongarewa
Cable Street, Wellington.


Compártelo

Entradas relacionadas