Salobreña

Hace unas semanas, aprovechando que ya hace buen tiempo, hemos decidido pasearnos por Salobreña. Un excepcional pueblo de la Costa Tropical granadina.   
 

Como llegamos un poco justos de tiempo porque antes nos paramos a comer churros en Torrenueva, nos dirigimos directamente al castillo, una de las alcazabas mejores conservadas de Andalucía. Así que nos recorrimos todo el casco antiguo, con un entramado de cuestas y callejuelas árabes llenas de vegetación y gatos. Merece la pena mucho visitar el barrio del Albaycín donde hasta las propias casas llaman la atención, tan blancas y con tantas macetas en sus fachadas.  La entrada conjunta al museo y al castillo tan sólo son tres euros, pero llegamos tarde y estaba ya cerrado. Así que como subimos, así bajamos. Aprovechando para ver la fachada de la fábrica de zambombas que hay en la calle Rosa. 

Así nos paramos para ver las vistas en algunos de sus miradores, y no quisimos ir hacia el Paseo de las Flores porque nos pareció muy descuidado cochambroso.


Con el coche nos fuimos al paseo marítimo de Salobreña, y nos subimos al peñón para disfrutar de las vistas. Toda esta zona está bastante animada porque está llena de chiringuitos y restaurantes. El punto fuerte son las ensaladas tropicales, ya que su actividad económica hoy en día se basa en el turismo y en el cultivo de frutas como la chirimoya o el aguacate. El restaurante El Peñón tiene unas vistas excepcionales y ponen las mejores de la localidad, algo caro, pero las vistas lo merecen.

En este video podéis ver más información sobre este precioso



Compártelo

Entradas relacionadas