3 sitios imprescindibles que ver en Manzanares el Real


A tan sólo 46 km de Madrid, Manzanares cuenta con recursos suficientes para pasar un agradable día en la Cuenca Alta del Manzanares.

El pueblo es pequeñito, no llega a los 8000 habitantes. Hay parkings gratuitos por todos sitios. En principio no hay problema para aparcar, pero en fin de semana, puentes y vacaciones hay que ir temprano. Para comer hay muchos restaurantes y asadores, además de un gran Eroski en la carretera principal, cerca de la iglesia.

En el centro del pueblo está la oficina de turismo, donde encontrar algunos planos de la zona y algo de información (escasa, eso sí) de La Pedriza.

1. El Castillo de Manzanares El Real - Castillo de los Mendoza 

El castillo mejor conservado de la Comunidad de Madrid data del 1475. Sin duda, es el mayor atractivo del pueblo, famoso por ser el lugar donde se firmara el Estatuto de Autonomía de la Comunidad de Madrid en 1983. Construido sobre una ermita del s. XIII, Juan Guas (arquitecto de los Reyes Católicos) realizó esta obra gótica-isabelina.



Lo que más llama la atención es que está a poca altura, muy cerquita del embalse de Santillana. Esto se debe a que cuando se edificó se realizó con el objetivo de ser una residencia palaciega, un chalet de la época. Aunque poco duró como tal, ya que dejó de ser habitado en 1566 cuando Íñigo López de Mendoza y Pimentel murió y empezaron a surgir problemas y pleitos entre sus herederos.



En él podremos ver una colección de tapices flamencos del siglo XVII, hechos sobre cartones de Rubens, armaduras, mobiliario de la época, un audiovisual sobre su historia; podremos pasear por su patio, sus balcones, e incluso ver un Belén en Navidad.



Cómo llegar al Castillo de Manzanares el Real


▪  Coche: Salida de Madrid por la Autovía de Colmenar M-607 hasta enlazar con la M-609, dirección Colmenar Viejo.
Enlazar con la M-862 y con la M-608.
▪  Autobús: Intercambiador de Plaza de Castilla, Línea 724.
Horario:


▪  De martes a domingo: de 10’00 a 18’00
Precios:


▪  Adultos: 5€
▪  Mayores de 60 y menores de 14 años: 3€
▪  Discapacitados y menores de 3 años: gratis
Aún no se cobra por visitar el jardín del castillo, que ahora mismo no tiene nada de especial, pero se tiene previsto que a partir de mayo de 2014 se cobre entrada.

Visitas teatralizadas:

Precio: 8€ (mayores de 60 y menores de 14 años: 4€)
▪  Estas visitas se hacen los sábados y domingos a las 12:00 y a las 13:45. Es necesario reservar antes y retirar las entradas con una hora de antelación en la oficina de turismo. 
▪  Teléfono: 91 853 00 08 
2. Iglesia de Nuestra Señora de las Nieves 

Continuando la carretera principal que atraviesa la localidad nos encontramos con esta iglesia románico-gótica del siglo XIV, aunque restaurada en el siglo XVI dándole un aire renacentista está en el centro del pueblo. Su jardín es bastante bonito, aunque no pude pasar a verla ya que sólo está abierta en horario de culto:

▪  De lunes a sábado: a las 19:00.
▪  Domingos: a las 11, 12 y 19h.


3. Puente de la Cañada Real Segoviana y Castillo Viejo 

Siguiendo la carretera, justo antes de salir del pueblo, vemos el Puente Viejo (Puente de la Cañada Real Segoviana), construido por Juan de Herrera. Utilizado por la Mesta para desplazar el ganado por España, era una gran fuente de ingresos para la villa: para pasar se debía pagar el llamado Pontazgo.



Antes de llegar a la rotonda nos desplazamos unos metros para visitar los restos del Castillo Viejo, en la margen derecha del Manzanares.  Sus primeras referencias son del 1344, cuando el Rey Alfonso cede el Real de Manzanares a su amante Leonor de Guzmán. 



Al comenzar a construirse el Castillo de Mendoza, éste se abandonó sirviendo de cantera para hacer el nuevo.  Hoy en día, son unas ruinas poco atractivas, aunque las vistas de la Pedriza que hay desde allí son increíbles. 


Compártelo

Entradas relacionadas